Tras la lluvia las gotas reflejan la realidad